ÓPTICA: ¿Frida Sofía en el PRI?

Por Gastón Monge

Tremendo relajo se traen todavía en el PRI debido a un presunto documento que se dice fue firmado por los dirigentes de sectores y organizaciones de ese partido, y que en él se definía bajo consenso a quien debería haber sido el nuevo dirigente municipal, antes de que Eliseo Castillo tomara la batuta en sustitución de Viviano Vázquez.

Aunque en dicho documento se presume que estaba ya el nombre del nuevo dirigente de ese partido, firmado por todos, quienes presuntamente avalaban a Rafael Nolasco para dirigir al PRI y todo lo que ya se ha publicado en torno a ello, ahora resulta que no existe, según la versión del ahora nuevo dirigente municipal de dicho instituto político.

Así es, luego de tantos dimes y diretes que surgieron por una supuesta manifestación de inconformidad en contra de Eliseo Castillo, por la forma en que se apoderó de la dirigencia, apoyado por el Comité Directivo Estatal en la persona de su secretaria general Aida Zulema, ahora resulta que dicho documento nunca existió.

Hágame usted el favor amigo lector, que a los pocos minutos de haber sido impuesto por el CDE del PRI, Eliseo haya dicho que ese documento  no existió porque nunca lo tuvo en sus manos. Y cómo lo iba a conocer o a tener en sus manos si no le convenía el resultado del consenso que en apariencia no le favorecía.

Y así como a esa supuesta niña afanosamente buscada entre los escombros del terremoto del 19 de septiembre en la ciudad de México, que posteriormente resultó que nunca existió, así se quiere dar a entender con dicho documento surgido de una reunión entre los dirigentes de sectores y organizaciones del PRI, el que sería entregado al dirigente de la CTM, Félix Alemán, por el dirigente de la CNOP, Benjamín García Marín, y que no llegó porque ahora dicen que no existió.

Con ello se demuestra una vez más que en el PRI no hay organización ni liderazgo capaz de unificar ese remedo de estructura de la que presumió Eliseo Castillo  después de protestar como nuevo dirigente municipal de su partido en esta ciudad.

Y si no hay ni organización ni liderazgo, menos estructura política en el PRI, la que sigue desunida y a la deriva, y eso fue comprobado previo a la toma de protesta  de Eliseo y de Viviano, éste último como titular de un cargo inventado a modo por prestarse a ese burdo juego de una democracia inexistente a su interior, y que fue orquestada desde el CDE en ciudad Victoria por Sergio Guajardo, pelele del ex gobernador Egidio Torre.

Previo a la asamblea dirigida por Aida Zulema, varios integrantes de esa estructura política del PRI, rumiaban de rabia, y no pocos dijeron que todo en el PRI era un verdadero desmadre, pero lo peor es que muchos lo dijeron pero nadie se atrevió a manifestar su inconformidad de manera pública, y como siempre ocurre, avalaron como borregos la imposición de Eliseo.

¿Qué viene ahora? Por supuesto que no habrá desbandada de priistas, porque si algo existe en ese partido es precisamente la lealtad y la disciplina a su partido, porque los que se fueron ya no están, y los que se quedan deberán seguir soportando los embates a los que ya están acostumbrados desde hace mucho tiempo, de un partido impositivo, arbitrario y antidemocrático, elementos que de seguro serán fundamentales en el proceso electoral que ya inició, y que terminará con las elecciones del próximo año de manera poco halagüeña para este partido, si sus dirigentes siguen empeñados en continuar con las viejas prácticas, con las mismas mañas, y con los mismos políticos de siempre.

Y así como la niña Frida Sofía, el PRI de Nuevo Laredo anda perdido entre los escombros de una estructura política débil y carente de los elementos necesarios para emprender su rescate, algo sumamente peligroso para un partido que no ha aprendido aún a ser oposición, tal vez, sí, tal vez, porque no se han dado cuenta sus dirigentes que dominan un partido que en este momento no existe, como esa niña atrapada y que nunca existió.

Lo que ahora sigue es que cada organismo y organización del PRI, cerrarán filas en torno a sus dirigentes y a sus propios intereses, y cada uno seguirá trabajando por su lado para fortalecerse y así poder reclamar al PRI posiciones privilegiadas cuando inicien las campañas políticas, de lo contrario harán lo que ya hicieron durante las elecciones del 2013, que es trabajar para su propio beneficio, lo que indudablemente favorece al PAN.

Esto es así porque la endeble estructura política del PRI está muy debilitada porque aún no asimila las derrotas consecutivas que ha sufrido en estos casi 5 años de yerros, lo que afectó los liderazgos en el MT, Líderes Unidos, jóvenes, Impulso, Ompri, y lo peor, mantiene a los sectores más importantes de ese partido, CTM, CNC, CNOP, en constante conflicto interno, porque ya están reclamando posiciones en vez de ponerse a trabajar en busca de la unidad y la tranquilidad.

Ejemplo claro es la molestia que ocasionó el falso liderazgo de Eliseo Castillo entre los seguidores de  Rafael Nolasco y de Javier Lozano, quienes manifestaron su inconformidad, apoyados por sus seguidores.

Hasta mañana

gastoneligiomonge@hotmail.com

gastoneligio@gmail.com

www.sincensura.mx

sincensura.informacion@gmail.com

 

Noticias Tamaulipas por Oscar Rafael Contreras Nava

Noticias Tamaulipas : Soy analista político por profesión, periodista por herencia . Nací en Tampico, casi me críe en Victoria, terminé primaria en Nuevo Laredo, pero la secundaria y la prepa en Tampico, la universidad en Monterrey en la UANL y he vivido en Reynosa, Matamoros, ciudad de México, Puebla, Cozumel y Cancún a ratos Monterrey...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *